Los matasueños

Si en verdad amas a tus hijos, no quieras ser un padre matasueños, sé en cambio, un padre nutresueños, estimula su imaginación y su fantasía, elogia sus pequeños logros como si fueran espectaculares; pues para él lo son.
Y recuerda siempre que soñar es bueno, soñar forja la inspiración, renueva la pasión y vigoriza el espíritu...déjalo soñar...es solo un niño.

Secuelas del maltrato:


La susceptibilidad es nuestro estandarte y la desconfianza es nuestro escudo; por eso nosotros los maltratados...somos asociales.



Buscar este blog

lunes, 27 de junio de 2011

Rompecabezas



Doquier hay brisas que refrescan leves:
la sien se entrega como amante dócil
el ojo espía el verdor ajeno
la mano palpa la pasión del aire
la paz resurge cual bella heroína
y todo cobra natural sentido.

Y todo tiene su razón de ser
y todo calza en su rompecabezas
tejiendo vidas de peculiar valor.
Será por esto que aconteciera aquello,
será por esto que ese sol se asoma
amaneciendo en tu mejilla fiel
con un rubor que es como diamantino
y tierno y suave y caluroso y fino
y claro y puro y es todo mi vergel…

Y todo vuelve de su noche oscura
y todo brilla con un aura extraña
y ya no existe ni maldad ni saña
y ya no llueve sino en llovizna alegre

Y es que nos llueve bajo un sol estío
llovizna alegre de sonrisas tiernas
y todo es lindo y es todo un arco iris
que se ilumina en tu pupila eterna…







Imágenes tomadas de Google Imágenes

lunes, 20 de junio de 2011

Aunaré mis lamentos



Aunaré mis lamentos
enjugados de lágrimas
y me haré senda nube
con timón y hasta velas

Volaré por los cielos
robaré las estrellas
y me haré un gran brocado
de cometas y estelas
para que sean la guía
que detenga tormentas
y el portón a Utopía
y a sonrisas eternas.

Y seremos millones
los guerreros de luz
que destronen el mal
con la danza y las risas...



Foto tomada de Google Imágenes

Seremos más



Estoy y no estoy;
tal vez a tu lado, tal vez dentro de tu mente
tal vez soy tu conciencia, tal vez soy tu alma y pasión
y tal vez moro en tu corazón...
mis palabras viajan con la brisa
¿son mías realmente?
no lo sé
quizás
pero las hice mías
y las riego a los cuatro vientos
para que también sean tuyas
para que jamás callemos
¡NO CALLAREMOS!
Y cada día seremos 
más y más y muchos muchos más...



Foto tomada de Google imágenes

Rebeldía

No me mates ilusiones
no me mates fantasías
no destruyas estos sueños
forjarán la vida mía.



Sólo quiero que me entiendas
-Papá-
Solo quiero que comprendas
-Mamá-
Solo quiero que me escuchen
que me apoyen con su amor.

Ya no quiero más correazos
más insultos ni más burlas
ya no quiero que me manden
a callar a cada rato.

Las palizas solo enseñan
a mentir con osadía
a engañar la jerarquía
a guardar feroz secreto:
Solo enseñan Rebeldía
rebeldía rebeldía rebeldía y rebeldía...

Las palizas nada enseñan
y destruyen nuestras vidas...



Foto tomada de Google imágenes

Tus Padres



-Tus padres te dieron la vida
Tú la llamas vida, yo la llamo infierno
-Como sea, te dieron la vida, ¿no?
¿Si?, ¡pues yo no se las pedí!
-Pero, son tus padres
Pues yo no los escogí
Me los impuso Dios
¿Y sabes por qué me los impuso?
Por que Dios me odia.
-¿Cómo puedes decir eso?


Si Dios no me odiara 
no me habría dado padres
que me pegan y me insultan y se burlan de mi


¡DIOS ME ODIA!
y el sentimiento es 
totalmente recíproco...



Foto tomada de Google imágenes

Fantasma del Pasado



¿Qué quieres que te diga
después de tantos años?
¡Después de que te fuiste
a un Cielo tan extraño!

¿Qué cómo me criaste?
¡No sé! ya no me acuerdo:
Disgustos y palizas, insultos vejaciones
es todo lo que queda de aquél vago recuerdo;
también tu indiferencia,
tu clara desconfianza,
tu amor que fue distante
teniéndote en mi casa

(Y todas esas cosas
minaron mi confianza)

¿Qué si me duele algo?
Pues no, nada de nada;
tal vez tan solo un poco
alguna cachetada,
algún correazo impreso,
alguna burla soez,
tal vez… solo tal vez
aquél abrazo etéreo
que nunca recibí
o la caricia estéril
que tanto quise darte
o el choque de dos manos
(complicidad de hermanos)
que tú jamás me diste…

¿Viniste? ¿Y a qué viniste?

¿Qué cómo me criaste?
¿Qué esperas que te diga?
Tan sólo rememoro
a un niño que mendiga
la admiración de un padre
que nunca en él creyó…

Tenías razón; pero,
soy ya un caso perdido
(así solías llamarme)
pues todo lo que he sido
de nada me sirvió.

¿Seré feliz? No sé
tal vez lo soy un poco;
tal vez…solo tal vez
me estoy volviendo loco;
pues hablo con tu sombra;
fantasma del pasado,
y eras ausente entonces
y sigues ausentado;
y mientras yo remuerdo
mis cuitas acostado…



Foto tomada de Google imágenes

¿Qué es el Maltrato Infantil?



¿Qué es el maltrato infantil?
Es silencio servil.

Es la voz silenciada de pupilas sin llanto,
el azote escondido por el miedo al olvido,
es la queja en trincheras, el amor fenecido
y es también el abrojo que desnuda un quebranto.

¿El maltrato infantil?, ignorancia y espanto:
el insulto que queda para siempre ceñido;
el correazo y su marca que la piel ha curtido
y un perdón tan tardío...casi de camposanto.

Y es a veces también otro insulto soez
que destruye auto estimas junto a sueños de altar
y erosiona respetos de manera vulgar
y le quita al infante toda su sensatez.


¿El maltrato infantil? es el hambre de niños
que se sacia en lujurias sin ningún miramiento;
es la guerra, el fusil que dispara un sarmiento
ya sin alma en el pecho: sus pupilas sin guiños.

Y es a veces también una muerte culposa
que asesina las almas de los padres sentidos:
pesadumbre y vergüenza comen los afligidos
hasta el día del reencuentro con el alma alegrosa
que partiera golpeada por la rabia alevosa.

Y la lista es tan larga y la vida es tan corta
que les digo un secreto que ya a nadie le importa;
no habrá paz en el mundo mientras haya rocío
en el rostro de un niño cuya vida es un lío.



Foto tomada de google imágenes

Lo que tú quieres



Muchos padres están convencidos de que los hijos les nacen para llenar sus frustraciones (las de los padres) y para cumplir con todos los sueños que aquellos no pudieron realizar, discursos tales como –Mi hijo va a ser abogado- o –Mi hija va a ser actriz- se escuchan con demasiada frecuencia y convicción en demasiados hogares…

¡CRASO ERROR! Tus hijos no vienen al mundo a vivir tu vida ni a realizar tus sueños; sucede que ellos tienen sus propias vidas y sus propios sueños; por eso apóyalos, ¡no les mates los sueños, por favor!

No hay nada que le duela más a un niño que el percatarse de que los padres desconfían de él y el darse cuenta de que no lo aceptan por lo que él es; sino muy al contrario, tratan de cambiarlo sistemáticamente.
Estos dos comportamientos paternales; tan comunes en nuestro planeta, son la Espada de Damocles que pende de las inocentes nucas de nuestros hijos.

Nadie trata de convertir a un gato en perro.
Nadie intenta transformar una nevera en televisor.
Entonces; ¿por qué tanta insistencia en cambiar al prójimo?
Si quiere ser ingeniero déjale ser ingeniero.
Si quiere ser ebanista cómprale la madera y sus herramientas.
Si quiere ser escritor, apóyalo; no quieras imponerle la carrera militar.

Si quiere un guante; cómprale el guante, el bate y la pelota y llévalo a ver el juego.
Y por favor, ya deja de meterle por los ojos el bendito balón
¡Que no le gusta el futbol conchales!

Pero él quiere una guitarra y tú le compras una trompeta.
Pero él quiere un carrito y tú le regalas una franela.
Pero él quiere chocolate y tú le das una cerveza.

Ella quiere el vestido rosa y tú le compras el vestido blanco.
Ella quiere los creyones de cera y tú le regalas los creyones piratas.
Ella quiere el bebé que camina y tú le traes la Barbie doctora.
Ella si quiere la cerveza pero a ella le das merengada.

Moraleja:
Lo que tú quieres no le importa a nadie ¿ENTENDISTE? ¡YA CÁLLATE!

Caray, déjalos ser, let them be…



Foto tomada de Google imágenes

Dile ¡NO! al maltrato infantil



Seis mil años de historia han demostrado; plena y satisfactoriamente, que el maltrato infantil lo único que en verdad enseña a los niños es a mentir, a engañar y a guardar secretos; además de desconfianza, recelos, resentimientos, reconcomios, odios exacerbados, sedes insaciables de venganza, xenofobias y explosiones de violencia.

¿No están de acuerdo?, pregúntenle a los abuelos y bisabuelos que vitorearon a los perros de las dos guerras mundiales cómo fueron criados.

Nada se gana con encerrar en cárceles a los criminales, delincuentes, drogadictos, jíbaros, violadores, pederastas y pedófilos, xenófobos de toda clase, psicópatas, mercaderes de órganos humanos, tratantes de esclavos y toda la escoria humana del mundo.
Dónde encierras a uno te salen diez más. Y si encarcelas a los diez te aparecen mil…

La serpiente se mata por la cabeza, porque si le das en la cola, aquella se voltea y te envenena; y la cabeza de la violencia en el mundo es el MALTRATO INFANTIL.

¡DILE NO AL MALTRATO INFANTIL!



Foto tomada de Google imágenes

No al maltrato



Darle una paliza a un niño
es darle permiso al diablo
para que penetre su alma.

Maltratar a cualquier niño
de cualquier forma
es abrir las puertas de su corazón
al mismísimo Infierno de Dante.

Démosle Luz Verde a la bondad,
una oportunidad a la paz:
Para obtener un futuro realmente utópico
¡DILE NO AL MALTRATO INFANTIL!



Foto tomada de Google Imágenes

Mi capa



Alienado de mi mismo:
¿Es que nada merezco?
¿Solo palos y burlas y sorna?
¿Por qué me odias tanto Dios mío?
¿Qué te hice para que me castigues 
con este entorno?
mi invisibilidad me protegerá
mi capa... ¿dónde está mi capa?



Foto tomada de Google imágenes

FRASES CÉLEBRES DE PADRES EJEMPLARES (Y tal)



Subtítulo:
La voz silente
del niño inocente.

Dedicado a los padres que creen que los hijos olvidan
(Sigan creyendo y se van a volver creyones)

Antes de una paliza:

Esto lo hago por tu bien
(¡No me quieras tanto, no jooooda!)

Esto me va a doler más a mi que a ti
(Cualquiera cae)

Después de una paliza:
¡No llores! Si lloras te doy el resto.
(¿Más?... ¡coooooño!)

Paradojas paternales:

Si te golpean te pego y si peleas también te pego
(Entre el golpe y la pared)

Si me llegas con una herida te doy el resto
(¿Cirugía casera?...el resto de qué si no estoy comprando nada)

¡Contesta niño maleducado! ¡No contestes muchacho impertinente!
(Bueno, decídete)

Eres muy niño para hacer estas cosas.
Deja de hacer eso que ya eres todo un hombrecito
(¿Mi estado?: INDEFINIDO)
La solución mágica a todos los problemas:
¡Me quito la correa!
(Ojala se te caigan los pantalones pa’ cagarme de la risa)

Frases ocasionales:

Mucho ayuda el que no estorba
(Ergo soy estorbo)

¡Vete de aquí! ¡No molestes!
(Ergo soy molestia)

¿No te da vergüenza? ¡Muchacho gafo!
(Ergo soy una vergüenza, y además gafo)
¿Qué van a decir las niñas bonitas de un niño que hace esas cosas?
(No sé: ¿invítame?)

¡No te voy a querer más!
(Métete tu querencia por el forro)

¡Deja de reírte, pareces un idiota!
(De tal palo tal astilla)

¡Muchacho bruto! ¿Por qué no entiendes?
(¿Será porque soy hijo tuyo?)

Siéntate allí y no muevas un músculo
(A la verga, si respiro muy duro me pegan; ¿vej?)

Abbusc’ –solo para los napolitanos-
(¿mille lire?)

Antes de salir con los hijos:

Si van al baño háganlo ahora, no me hagan pasar pena con nuestros anfitriones
( ¡Vejiga; atención firmes!)

La más cumbre:

Si me quito la correa te pego con la corbata
(Verídico, se lo gritó un padre a su hijo ¡ y en público! )
-Y no no, se dice el pecado; no el pecador-

Otra genial:

El hijo le reclama a la madre:
¡Mami! ¿Por qué soy feo? ¡no quiero ser feo!
Y la madre lo consuela:
¡A mi no me importa que seas feo! Yo te voy a querer siempre, toda la vida te voy a querer; aunque seas feo
(Ni que me fuera a casar contigo; ¿no digo yo?)

Y como decía Don Goyo Repollo:

“Ni que el pecho fuera de hierro
y los lomos de algarrobo;
parecen loooocos, jeh jeh”



                                       Los niños crecen...Y SUS PADRES ENVEJECEN...
                                                                      Foto de Google imágenes

Leucemia



“Y es que del árbol caído
todo el mundo hace leña”

La leucemia, sangre blanca
con petequias de morado;
demorada está la muerte
que no llega ni se advierte.

Con la piel como la nieve,
con los ojos como metras
fui estatua en movimiento
solo cuando necesario.

-Si marico alguien te dice,
bien marico te me quedas;
si pendejo alguien te llama,
tú me pasas por pendejo,
si te pegan; no devuelvas
ese golpe que te dieron;
sal corriendo, sal corriendo,
no te enfrasques en peleas;
basta un golpe mal parado
y su hemorragia engendrará;
tienes tan pocas plaquetas
¡que no debes ni jugar!-

Y la misma cantaleta
cada sábado sonaba
parecía disco rayado
la Doctora que abogaba…
pero es cruel el que adolece
ante el más debilitado.

¿Cómo evito una pelea
entre el golpe y la pared?
¿Cómo corro si rodean
diez malandros mi desdén?

¡Cómo huyo, cómo escapo
si el salón completo asalta
mi invencible ingenuidad!

Sin peleas soy marico,
sin defensas soy pendejo,
nadie apuesta una moneda
por mi hombría de enfermito.

Porque nadie sabe nada
de esta infiel enfermedad;
es secreto y es vergüenza,
es castigo y es maldad.
Soy estorbo, soy molestia,
soy vergüenza a mi abolengo
porque tengo lo que tengo
con mi poca y corta edad.

¿Cómo sé? Es que espío
es que escucho tras las puertas
los susurros de mamá
los delirios de papá
la sentencia de doctores
y la cruenta realidad,
si me callo es porque temo
el correazo que vendrá…

Los mareos continúan,
tengo sueño a cada rato,
y las fuerzas nunca acuden
a mis músculos dormidos.
Cuando corro cuatro pasos
yo jadeo como los perros,
y si atajo algún correazo
-moretón que no se quita-
brota presto de mis piernas
todo un gran berenjenal.

Mis plaquetas por los suelos,
de los rojos un millón,
y los blancos son ya tantos
que se comen al montón,
tan hambrientos insaciables
que se comen el montón…

Y si tengo hemoglobina
casi en cero casi siempre
¿cómo puedo oxigenar
este cuerpo y esta mente?
¿Qué soy torpe? ¡no me digas!
¿distraído? ¡qué más da!

No defiendo mis derechos
porque el miedo es más audaz
que el afán de protegerme,
y la muerte me susurra
(día y noche a cada rato)
me susurra en el oído
–ya te tengo en la mira,
ya eres mío lo verás-

Basta un golpe, uno solo
y este cuento se acabó…

Epílogo:

El milagro aconteció,
Dios es bueno, Dios me ama
y la leucemia me curó
catorce años ya contaba
cuando el mal me abandonó…

Y ¿el infierno se acabó?
No mi hermano, para nada;
ese sí que continuó,
de otras formas, de otras tramas
pero ¿ves? perseveró…



Foto tomada de Google imágenes